EL GRAN ESTILO GINSBURG

En 1993, el presidente Bill Clinton presentaba a la nueva jueza del Tribunal Supremo Ruth Bader Ginsburg afirmando que se trataba de alguien que ya tenía asegurado su lugar en la historia del país. VER NOTA COMPLETA